Monday, July 30, 2007

Ideología y educación

En su sentido original, la palabra ideología data de 1796, cuando el filósofo francés Antoine Destutt de Tracy la acuñó para describir una "ciencia de la formación de las ideas"—que sería la base para una comprensión unificada de los fenómenos políticos, económicos y sociales. En su sentido contemporáneo la palabra ideología denota un "conjunto de ideas fundamentales que caracteriza el pensamiento de una persona, colectividad o época, de un movimiento cultural, religioso o político, etc." A esta definición habría que agregarle que la validez de una ideología no necesariamente deriva de un sustrato argumentativo o empírico, como es el caso de los principios científicos. La validez de una ideología se desprende del poder que tiene para darle significado a la experiencia del grupo humano que la asume. Los seres humanos vivimos inmersos en ideas cuya validez aceptamos a priori, vivimos inmersos en ideologías que la costumbre ha vuelto transparentes.

En el proceso educativo aprendemos destrezas que nos ayudan a actuar en nuestro entorno material y social. También recibimos ideas, justificadas racionalmente o no. Recibimos ideología. Pero si esto es así, ¿por qué ha causado tanta controversia el que el Presidente haya declarado que su gobierno "si está ideologizando"? Si el Presidente se refirió a impartir a los estudiantes la "ideología" del extinto MVR o la ideología que emerja del PSUV, entonces el 40% que se le opone tendría toda la razón en protestar porque se enseñe a sus hijos la ideología de un partido que no les simpatiza. ¿Pero fue esto lo que quiso decir el Presidente?

El Presidente también dijo "...hay ideología en la presentación del pensamiento colonialista y neocolonialista... que hace de los países de Latinoamérica una tierra de nadie, (un) paradero de toda clase de tahúres y bandoleros, (una tierra de) pueblos climáticamente hundidos en el sopor tropical y la inevitable miseria." El que en Venezuela todavía vivamos en una condición colonial no es un asunto de ideología, es una simple verdad histórica. Lo que sí es un asunto de ideología es como los medios de comunicación justifican la condición colonial.

Hace unas semanas María Rosa Fernández, una inmigrante siciliana, dijo en televisión que "los italianos son muy trabajadores, muy responsables... los venezolanos no... trabajar con venezolanos es un dolor de cabeza... los venezolanos siempre llegan a la casa borrachos... y hasta maltratan mucho a las mujeres..." Según la animadora, Beatriz de Majo, los venezolanos somos seres devaluados. Los venezolanos que son responsables, que sirven para algo, lo son porque tienen sangre de extranjero. "El que viene de una raíz totalmente venezolana está fregado de por vida..."

En 1957, el filosófo tunecino Albert Memmi publicó "Retrato del Colonizado, Precedido del Retrato del Colonizador," una reflexión sobre los efectos sicológicos del colonialismo sobre colonizado y colonizador. Citamos del texto: "Así como el burgués propone una imagen (mítica) del proletario, la existencia del colonizador requiere que se genere una imagen del colonizado. De esta imagen provienen las excusas que esconden lo escandaloso de la conducta del colonizador y del burgués... Imaginemos, a los fines de este retrato y denuncia, la siempre presente 'flojera' del colonizado, que recibe el asentimiento unánime de colonizadores desde Liberia hasta Laos, pasando por el Magreb. Esta 'flojera' ocupa una parte central en la dialéctica que exalta al colonizador y humilla al colonizado... Nada justifica mejor los privilegios del colonizador que su supuesta laboriosidad. Y nada justifica mejor la condición abyecta del colonizado que su supuesta indolencia."

Tenemos el derecho de imaginar ideas que nos dibujen dignos. Bienvenida sea la ideología de nuestra liberación.

7 comments:

Anne-Marie said...

Muy interesante el articulo.
Hace ya mucho tiempo que lei a Albert Memmi "Retrato del Colonizado, Precedido del Retrato del Colonizador", y volveré a leerlo, porque lo que escribio vale mas que nunca, en mi isla Martinica, donde los europeos van instalandose cada vez mas, comprando las tierras, viviendo entre si, y adoptando actitudes arrogantes y racistas. Muy a menudo justifican su presencia porque ellos si, saben trabajar, y nosotros no, somos los reyes de la indolencia, lo que claro es falso.

coromoto said...

GUstavo Mata: estoy de acuerdo con su planteamiento siempre nos han calificado a los venezolanos como flojos, entonces cabría preguntase y porque todos los extranjeros se hacen ricos no es acaso con la ayuda de los venezolanos que trabajan se fajan duro y ellos les pagan una miseria que no es el valor real ni justo por su valor agregado al producto que ellos fabrican o producen. Con respecto a la opinión de Beatriz de Majo, cree usted que ella trabajaría en la televisión sin preocuparse de su hogar sino tuviera en su casa a una asistente del hogar como le llaman ahora a las trabajadoras del hogar, entonce quien es la floja, me parece una actitud degradante de parte de ella siendo una periodísta. Es ahi donde hacen una interpretación no correcta de lo que significa ideología. Coromoto Casamayor.

REDES said...

Hola, muy interesante este artículo y otros que he leido en este Blog. Trabajo en una radio y me gustaría invitarte a mi programa. Yo vivo en Caracas.
Por favor si puedes escribeme a mi correo y dejáme un numero telefonico donde pueda llamarte.
mi correo es : martina65@gmail.com

María C. Martínez

MADELPOZO said...

La ideología y el comportamiento del colonizador y el colonizado. Dos temas importantes para comprender la necesidad de definir ¿qué ideología se necesita para sustentar los cambios profundos que se desarrollan en Venezuela? y ¿cuál es la relación dialéctica de la sociedad en cambios estructurales? Si hemos alcanzado la liberación nacional, deberíamos estar inmersos en la educación ideológica basada en los escritos históricos de la Patria incluyendo los realizados por los diferentes próceres como punto de partida; por eso, ¿cuál es el temor de la derecha?
Miguel Angel del Pozo

Edith said...

Hola, agradezco mucho la invitación a tu blog.
Totalmente de acuerdo, la ideología es la parte encubierta de la educación y me parece que esta de la mano con la idea de gubernamentalidad tal como la maneja Foucault. Finalmente la educación es ideológica en la medida en que es uno de los dispositivos a través de los cuales se ejerce el poder (o se gobierna). En tanto dispositivo de poder la educación construye subjetividades, construye la manera de ser de los sujetos.
Te escribo desde México, en donde el indio ha sido siempre considerado como "flojo", "haragán", pero no solamente el indio, sino que todo aquél que es pobre se dice que es pobre por haragán, evitando con ello ver toda la constelación de contardicciones sociales que posibilitan la existencia de gente pobre.

saludos
Edith

h.c.t. said...

El problema real es que por lo general la educación no idologiza, sino más bien que ideotiza. El problema que mucha gente confunde dogmatizar con ideologizar, y lo que busca el actual Gobierno, como la mayoría de ellos es dogmatizar.

Gustavo J. Mata said...

H.C.T.:
La educación transmite doctrinas, ideologías y propaganda: doctrinas como la Física, las Matemáticas y la Tecnología; ideologías como la democracia, la igualdad y la fe en la ciencia; y propaganda que debilita el pensamiento crítico, reduciendo las ideas a consignas publicitarias.